Cómo cuidar la piel del contorno de los ojos

Blog Dermoestética facial

Blog Rejuvenecimiento

Cómo cuidar la piel del contorno de los ojos

Cómo cuidar la piel del contorno de los ojos

La piel del contorno del ojo es la más fina de nuestro cuerpo y está sometida a una actividad constante.

La piel del contorno de los ojos está casi privada de film hidrolipídico, por lo que es muy propensa a sufrir deshidratación. Un problema que a su vez facilita la pronta aparición de los primeros signos de envejecimiento.

A su vez, cuanto más deshidratada y fragilizada esté la piel, más se acentuarán las líneas de expresión, las ojeras y las bolsas.

Es por todo ello que la región ocular debe ser cuidada con muchísimo mimo, constancia y con cosméticos adecuados para esta zona.

  • Hay que desmaquillar los ojos con cuidado, sin frotar bruscamente ni estirar la piel. Se deben utilizar productos específicos para el desmaquillado de los ojos y/o las pestañas. Es importante que estos sean lo más suaves posibles y que no alteren la mucosa ocular. Perferiblemente, estos productos deben contener principios activos que proporcionen hidratación y ayuden a reforzar el colágeno de la frágil piel de la zona palpebral.

 

  • Se aconseja hidratar la zona una o dos veces al día con cremas hidratantes específicas para el contorno de los ojos. Los ingredientes más indicados para esta zona son el extracto de arándano, que ayuda a prevenir la glicación del colágeno y la elastina; el proxylane, los flavonoides o los complejos péptidos, que incrementan la elasticidad y la firmeza de la piel, disminuyen las arrugas y atenúan la intensidad de las ojeras y las bolsas palpebrales; y difusores ópticos, que aportan luminosidad inmediata a la zona del contorno del ojo.  

 

  • También pueden usarse cremas de tratamiento que ayuden a ‘rellenar’ arrugas, dar firmeza a la piel, descongestionar las bolsas, reducir los signos de fatiga o disimular las ojeras. 

 

  • El maquillaje puede ser un aliado a la hora de dar luz a la mirada y camuflar pequeñas imperfecciones como las líneas de expresión y las ojeras. 

 

 

  • En el caso de un exceso importante de piel y grasa en la zona de los párpados, también se puede recurrir a la blefaroplastia. La blefaroplastia es una técnica quirúrgica que se emplea tanto en los párpados superiores como inferiores y que se realiza de forma ambulatoria. 

 

Autor:


Especialista coordinadora de la unidad Láser de IDERMA y cuidado estético de la piel


Reserva tu visita


Buscar en el Blog

Dermatología y Dermoestética

Blog

Entradas relacionadas

El VPH (Virus del Papiloma Humano): la ITS más común en hombres
Las ETS, Enfermedades de Transmisión Sexual
Aquapure, el cuidado facial inteligente
 
 
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. OK | Más información

Política de cookies +